Ser católicos es ante todo una gracia de Dios. ¡Pero que no se te suban los humos! Si Dios te tiene aquí es porque probablemente la andabas regando re feo y sintió mucha misericordia de tu alma.

Pero hay que admitirlo, ser católicos tiene sus ventajas. Apostamos a que te sentirás identificados con estas 3:

1) Cuando alguien hizo una travesura, nadie sospecha de ti

Porque todos saben que eres incapaz de hacer algo malo. ¿Verdad?…¿Verdad?

 

2) Cuando sales, tus padres no desconfían de ti

Ya saben que te vas a la iglesia, o a alguna reunión de grupo parroquial…porque ser católico es estar de lleno al servicio.

3) Si se necesita algo referido a la iglesia, puedes solucionarlo fácilmente

¿Hay que bautizar al sobrino? ¿Tu abuela necesita una poca de agua bendita? ¿Te casas y necesitas una parroquia de confianza? Todos saben que cuentan contigo para contactar al párroco porque es tu amigo.

¿Se te ocurre algún otro útil beneficio?

 

Comentarios

comments