5 Villancicos a los que no le encuentro mucho sentido

Falta muy poco para la Navidad y no existe centro comercial, canal de televisión o programa de radio donde no se escuche algún villancico. Y aunque todos amamos estas canciones, no puedo evitar rascarme la cabeza con la letra de algunos de ellos. Si luego de leer este post saben las respuestas a las interrogantes que planteo, por favor déjenme sus comentarios. ¡Me harían un gran favor!

Comencemos:

1) Sopa le dieron al Niño

Este es el Villancico comienza así:

“Sopa le dieron al Niño,
no se la quiso comer,
y como estaba tan dulce,
se la comió San José“.

Un momento. La sopa es una bebida ¡Y las bebidas no se comen, se beben! Por otro lado, nunca en mi vida he probado una sopa dulce. Se supone que toda sopa lleva sal, no azúcar. Además, si la sopa estaba tan fea ¿por qué se la dieron a San José? Digo, para no desperdiciarla al menos se la hubieran dado al burrito o la vaca.

2) Los peces en el río

“La Virgen se está peinando
entre cortina y cortina
los cabellos son de oro
y el peine de plata fina”.

A menos que se trate de alguna visión escrita en un lenguaje propio del Apocalipsis esto está bien raro. Además, la sagrada familia no era millonaria ¿de dónde sacaron un peine de plata fina?

“Pero mira cómo beben los peces en el río
Pero mira cómo beben por ver al Dios nacido
Beben y beben y vuelven a beber
Los peces en el río por ver a Dios nacer”.

Ahora bien. Los que sí beben agua por la boca son los peces de agua salada (no los de río) pero lo hacen para no morir, no por ver a Dios nacer.

3) La Marimorena

“Ande, ande, ande, la marimorena
Ande, ande, ande, que es la noche buena.
Esta noche es noche buena, y mañana es Navidad
Dame la gota María que me voy a emborrachar
Y si quieres comprar pan, más blanco que la azucena
en el portal de Belén la Virgen es panadera”.

¡Qué pasó! Es bueno festejar con alegría el nacimiento de nuestro Señor, y no cae mal una buena copa de vino, pero de emborracharse no es de Dios. Además ¿cómo que la Virgen es panadera? Sabía que San José era carpintero, pero del trabajo de María no estaba enterado.

4) Blanca Navidad

“Navidad, navidad blanca navidad
tú nos encaminas rumbo a la ilusión.
Navidad, navidad blanca navidad
no hay canción más bella como tu canción”.

Aquí sí me voy a poner algo quisquilloso con la gramática. ¿Tan difícil era escribir tan bella en lugar de más bella? Digo, así tendría más senido la oración.

5) Canta, ríe y bebe

Esta es hasta perturbadora…

“Canta, ríe, bebe, que hoy es Nochebuena
Y en estos momentos no hay que tener pena
Dale a la zamboma, dale a la sartén
Y dale al tendero un tiro en la sien”.

¡Qué culpa tiene el pobre tendero! D: