Listas

7 cantos de Misa cuyas letras no pueden ser modificadas

Todos amamos los cantos de la Santa Misa. Es más, probablemente muchos de nosotros tengamos algún canto litúrgico favorito que que nos ayudó en algún momento de nuestras vidas o porque acompaña un momento de la Misa al que le tengamos mucho cariño.

Y aunque existen muchísimos cantos con los que se puede acompañar un mismo momento de la Misa (Comunión, entrada, salida, etc), ¿Sabías que existen cantos a los cuales NO se les puede cambiar la letra? Si no lo sabías, no hay problema. En este artículo te mostraré cuáles son.

¡Comencemos!

1) Kyrie Eleison

Este es el canto litúrgico más antiguo en la Santa Misa. Se remonta a la Iglesia primitiva cuando los primeros cristianos hablaban mayoritariamente en griego. Por eso, hasta en la Misas en latín este canto se mantuvo en griego.

Te puede interesar: Papa Francisco pide a Coros Parroquiales que no sean Protagonistas en la Santa Misa

En español su letra también es invariable:

Señor, ten piedad, Señor, ten piedad. Cristo, ten piedad, Cristo, ten piedad. Señor, ten piedad, Señor, ten piedad.

2) Gloria

Este canto también es bastante antiguo y toma partes de las palabras que utilizaron los ángeles para anunciar el glorioso nacimiento de Jesús. Su letra invariable es la siguiente:

Gloria a Dios en el cielo, y en la tierra paz a los hombres que ama el Señor. Por tu inmensa gloria te alabamos, te bendecimos, te adoramos, te glorificamos, te damos gracias. Señor Dios, Rey celestial, Dios Padre todopoderoso. Señor, Hijo único, Jesucristo. Señor Dios, Cordero de Dios, Hijo del Padre; tú que quitas el pecado del mundo, ten piedad de nosotros;
tú que quitas el pecado del mundo, atiende nuestra súplica; tú que estás sentado a la derecha del Padre, ten piedad de nosotros; porque sólo tú eres Santo, sólo tú Señor, sólo tú Altísimo, Jesucristo, con el Espíritu Santo en la gloria de Dios Padre. Amén.

3) Credo

El Credo es nuestra profesión de fe y suele ser cantada en algunas Misas dominicales o celebraciones más solemnes. Esta tiene dos versiones con letra invariable.

Credo de los Apóstoles:

Creo en Dios, Padre Todopoderoso, creador del cielo y de la tierra. Creo en Jesucristo, su único Hijo, nuestro Señor, que fue concebido por obra y gracia del Espíritu Santo, nació de Santa María Virgen; padeció bajo el poder de Poncio Pilato, fue crucificado, muerto y sepultado, descendió a los infiernos, al tercer día resucitó de entre los muertos, y subió a los cielos, está sentado a la derecha de Dios, Padre todopoderoso. Desde allí ha de venir a juzgar a vivos y muertos. Creo en el Espíritu Santo, la santa Iglesia católica, la comunión de los santos, el perdón de los pecados, la resurrección de la carne y la vida eterna. Amén.

Te puede interesar: ¿Dónde encuentro cantos litúrgicos? Tutorial para no meter la pata en Misa

Credo Niceno-Constantinopolitano:

Creo en un solo Dios, Padre Todopoderoso, Creador del cielo y de la tierra, de todo lo visible y lo invisible. Creo en un solo Señor, Jesucristo, Hijo único de Dios, nacido del Padre antes de todos los siglos: Dios de Dios, Luz de Luz, Dios verdadero de Dios verdadero, engendrado, no creado, de la misma naturaleza que el Padre, por quien todo fue hecho; que por nosotros, los hombres, y por nuestra salvación bajó del cielo, y por obra del Espíritu Santo se encarnó de María, la Virgen, y se hizo hombre; y por nuestra causa fue crucificado en tiempos de Poncio Pilato; padeció y fue sepultado, y resucitó al tercer día, según las Escrituras, y subió al cielo, y está sentado a la derecha del Padre; y de nuevo vendrá con gloria para juzgar a vivos y muertos, y su reino no tendrá fin. Creo en el Espíritu Santo, Señor y dador de vida, que procede del Padre y del Hijo, que con el Padre y el Hijo, recibe una misma adoración y gloria, y que habló por los profetas. Creo en la Iglesia, que es una, santa, católica y apostólica. Confieso que hay un solo Bautismo para el perdón de los pecados. Espero la resurrección de los muertos y la vida del mundo futuro. Amén.

4) Sanctus

Con este canto concluye el Prefacio y nos preparamos para el momento de la Consagración. Es un canto tomado de varios fragmentos de la Biblia (Isaías 6,2; Apocalipsis 4,8; Mateo 21, 9) y también es de letra invariable:

Santo, santo, santo es el Señor, Dios del universo. Llenos están el cielo y la tierra de tu gloria. Hosanna en el cielo. Bendito el que viene en el nombre del Señor. Hosanna en el cielo.

5) Pater Noster

Esta es la oración cristiana por excelencia ya que nos la enseñó nuestro Señor Jesucristo:

Padre nuestro, que estás en los cielos, santificado sea tu nombre; venga a nosotros tu reino; hágase tu voluntad así en la Tierra como en el cielo. Danos hoy nuestro pan de cada día; y perdona nuestras ofensas como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden; no nos dejes caer en la tentación, mas líbranos del mal.

Te puede interesar: 13 cantos de Adviento que todo coro parroquial debería conocer

6) Agnus Dei

Cordero de Dios es el título con el que Juan el Bautista presentó a Jesús al mundo. De esta manera le dijo al mundo judío que el mesías había llegado, que aquel sacrificio del cordero que ellos hacían en el templo iba a ser perfeccionado por el sacrificio de un cordero venido del cielo.

Su letra también es invariable:

Cordero de Dios que quitas el pecado del mundo, ten piedad de nosotros. Cordero de Dios que quitas el pecado del mundo, ten piedad de nosotros. Cordero de Dios que quitas el pecado del mundo, danos la paz.

7) Otros cantos

  • Si el sacerdote quiere cantar la plegaria eucarística, puede hacerlo respetando la letra de cualquiera de las opciones que tiene en el Misal.
  • El Pregón Pascual también es de letra invariable (Exulten por fin los coros de los ángeles, exulten las jerarquías del cielo, y por la victoria de Rey tan poderoso que las trompetas anuncien la salvación….). Ya sabemos que se ha puesto de moda la versión de Kiko Arguello, pero él cambia demasiado la letra original.
  • La Calenda o Pregón de Navidad también se puede cantar, pero respetando su letra original. Aquí tienes su partitura.
  • Existen muchos otros cantos que se cantan en ocasiones especiales y cuya letra no puede ser modificada. ¡Así que estemos atentos a los libros litúrgicos!

Te puede interesar

error: Usa el botón compartir ;)