Esta es una de esas cosas que te encuentras en Internet y te dejan una sonrisa para todo el día.

Unos padres quisieron tener una sesión fotográfica con su hijo, pero no como cualquiera. Tenían algo especial en mente: Vivir su fe en familia, y encontraron un modo genial para hacerlo. Vistieron a su hijo como fraile franciscano e hicieron tiernas tomas en lo que parece una capilla, con una imagen hermosa de la Virgen.

Mamá y papá: “podría haberte vestido de batman, súper héroes o príncipes, pero yo elegí vestirte así, porque yo quiero darte la fe”.

¿No creen que es una excelente idea? ¿Te animarías a hacer algo así con tu familia o amigos?

Sin mas preámbulos, disfrútenla. (Posdata: Se vale decir ¡awwww!)

Comentarios

comments