Por alguna razón los argentinos tienen fama de no ser muy humildes que digamos. El Papa Francisco se animó a contar un chiste al respecto.

Comentarios

comments